Facebook!

sábado, 3 de noviembre de 2012

El Poder del Sol

Tras lavar cuidadosamente el cristal con agua, antes de volver a utilizarlo, podemos renovar su campo de energía dejándolo expuesto durante un día a los rayos del sol, la gran fuerza regeneradora de la vida.
Nacidos en las oscursa entrañas de la Tierra, las piedras son, sin embargo, entes espirituales que tienen una gran capacidad para almacenar energía y para captar y reflejar la luz. La fuente natural de luz y de energía más poderosa que existe son las radiaciones solares, pues en ellas está contenido todo el aspecto lumínico, incluidos los rayos ultravioleta e infrarrojos.

Un procedimiento para combinar la acción purificadora del agua y la acción energética del sol consiste en sumergir el cristal en un recipiente con agua y exponerlo a la vez a la acción del sol durante unas dos horas. Pasado ese tiempo el cristal debe secarse al sol, dándole cada 15 minutos la vuelta para que los rayos solares iluminen por igual todas sus caras.

Piedras que se alteran o cambian de color con largas exposiciones a la luz y/o el color:
  • Todas las ágatas.
  • Aventurina
  • Jade
  • Cuarzo Citrino
  • Amatista
  • Topacio
  • Rodocrosita
  • Crisocola
  • Apatito
  • Variscita
  • Cuarzo Rosa
  • Ópalo
  • Turmalina
www.amarantamistica.com
Tel: (011) 4225-9547 / 15-3001-5293 (10:30 14:00 hs/ 17:00 20:30 hs)